Todo el mundo tiene dos almas ~ Carl Jung


Carl Jung [Entrevista en 1932 que se encuentra en “Carl G. Jung hablando”; Páginas 57-58.]
Mi afirmación de
que el hombre nace equipado con un cerebro altamente diferenciado y
plenamente desarrollado con innumerables atributos, a menudo se ha
chocado con el antagonismo. La mayoría de las personas siguen
creyendo que todo en lo que se han convertido, cada reacción de su
yo psíquico a las ocurrencias del día a día, está determinada por
su educación y su entorno. Pocas personas saben algo sobre el alma
ancestral e incluso menos creen en ella. ¿No somos todos los
portadores de toda la historia de la humanidad? ¿Por qué es tan
difícil de creer que cada uno de nosotros tiene dos almas?
Cuando un hombre
tiene cincuenta años, sólo una parte de su ser ha existido durante
medio siglo. La otra parte, que también vive en su psique, puede ser
de millones de años de antigüedad. Cada niño recién nacido ha
venido a este mundo con un cerebro totalmente equipado. Aunque en las
primeras etapas de la vida, la mente no se ha ganado el dominio
completo sobre el cuerpo, está claramente pre-condicionada para
reaccionar ante el mundo exterior-es decir, tiene la capacidad para
hacerlo. Tales patrones mentales ejercen su influencia a través de
la vida y siguen siendo decisivas para el pensamiento de una persona.
El recién nacido no comienza a desarrollar sus facultades mentales
en el primer día de su vida.
Su mente, una
estructura acabada, es el resultado de innumerables vidas antes de él
y está lejos de ser carente de contenido. Es poco probable que vamos
a descubrir alguna vez el pasado remoto, en el que la psique
impersonal del individuo alcanza sólo durante su vida, y que el
medio ambiente y la educación son influencias decisivas en este
proceso. Estas influencias se hacen efectivas desde los primeros
días de vida de un niño. En general, la receptividad del cerebro de
un niño pequeño tiende a ser ampliamente subestimado, pero un
psicólogo tiene pruebas frecuentes de lo contrario.
Con los neuróticos,
uno constantemente se enfrenta a defectos psíquicos que se remontan
a experiencias muy tempranas de la niñez. No es un hecho poco
habitual que una reprimenda grave dada a un niño en su cuna o su
cama, lo afecten durante toda su vida. Las dos almas dan lugar a
frecuentes contradicciones en el pensamiento y el sentimiento de una
persona.
Muy a menudo la
psiquis impersonal y la personal estan incluso en oposición directa.
Hay cientos de ejemplos que demuestran al psicólogo que dos almas
viven en cada hombre. Ejercitando su imaginación -que yo llamo la
madre de la conciencia- muchos de mis pacientes pintan cuadros y
descrito sueños que muestran una conformidad extraña con leyes
definidas y demostraron paralelos propios a templos Indios y Chinos.
¿Dónde se supone que estas personas hayan obtenido los
conocimientos acerca de las culturas antiguas de templos del Lejano
Oriente? He tratado a pacientes que tenían visiones sobre eventos
que ocurrieron hace cientos de años. Todo esto sólo puede venir del
inconciente, el alma impersonal, el cerebro acabado del recién
nacido en el hombre contemporáneo, no es más que la última fruta
madura en el árbol de la raza humana. Ninguno de nosotros sabe lo
que sabemos.”

( referenciado por  Lewis Lafontaine , en nota )